Líneas de tiempo - Uso didáctico


Uso didáctico

Cómo enriquecen los aprendizajes las Líneas de Tiempo

Según la taxonomía propuesta por las doctoras Suzie Boss & Jane Krauss [1], las herramientas para elaborar Líneas de Tiempo cumplen las siguientes funciones esenciales en apoyo del aprendizaje:

  • Ubicuidad – Con las herramientas para elaborar líneas de tiempo que funcionan en línea, las posibilidades se incrementan ya que los aprendices no están limitados únicamente al acceso a computadores en el hogar o la escuela para poder crear, transferir, guardar y compartir información digital. Este tipo de herramienta permite a los estudiantes: a) visualizar las líneas de tiempo desde cualquier computador conectado a Internet; b) publicar los productos fácilmente en blogs y wikis por medio de un código embebido; y c) reutilizar los trabajos realizados por otras personas.
  • Aprender a profundidad – Elaborar líneas de tiempo demanda de los estudiantes navegar, seleccionar, organizar, analizar y hacer una representación gráfica, en la que se exprese lo aprendido. Además, en la mayoría de los casos deben consultar tanto fuentes primarias, tales como versiones digitalizadas de documentos históricos, como bases de datos.
  • Hacer las cosas visibles y debatibles – Elaborar líneas de tiempo ayuda a los estudiantes a visualizar las unidades de medida del tiempo histórico (siglo, década, año, mes, etc); a comprender el establecimiento de divisiones temporales (eras, periodos, épocas, etc); a utilizar convenciones temporales (ayer, hoy, mañana, antiguo, nuevo); y a concebir diferentes dimensiones del tiempo (pasado, presente, futuro).
  • Autoexpresarse, compartir ideas, generar comunidad – Con las herramientas Web 2.0 para elaborar líneas de tiempo, los estudiantes pueden compartir con otros compañeros (de dentro y fuera de la clase) sus trabajos, recibir comentarios, hacer comentarios, etc.

Para Díaz-Barriga & Hernández [2], las Líneas de Tiempo "son útiles para la enseñanza de conocimiento histórico porque por medio de estas se pueden observar y representar visualmente las relaciones de anterioridad y posterioridad entre eventos o acontecimientos, comprender las unidades de medida y los intervalos temporales, la noción de sincronicidad y diacronicidad dentro de un periodo histórico y pueden dar paso al entendimiento de la causalidad histórica".

Por último, de acuerdo con David Jonassen [3], entre las herramientas de organización semántica se encuentran las redes semánticas (líneas de tiempo), que ayudan a los estudiantes a evidenciar la importancia de plasmar el tiempo en una imagen que les facilite adquirir conciencia del transcurso de este.

NOTAS:
[1] Boss, Suzie & Krauss, Jane (2009). Reinventing Project-Based Learning. Eugene: ISTE.
[2] Díaz-Barriga, Frida & Hernández, Gerardo (2010). Estrategias docentes para un aprendizaje significativo. Una interpretación constructivista. México: McGraw Hill.
[3] Jonassen, David (2000): Computers as Mindtools for Schools, segunda edición, Londres: Prentice-Hall.